Tesoros de los almacenes

25 Jun

Debería estar prohibido por ley que un cuadro de El Bosco o de Velázquez viviera en un almacén. No vamos a decir que hay que abrir museos hasta acabar con sus almacenes, que no estamos para dispendios. Pero sí sería muy razonable que tantos y tantos museos provinciales que hay expusieran los buenos cuadros que se ocultan en los almacenes del Prado de forma permanente. Pero no, optan por exponer tantos y tantos cuadros de medio pelo, bien porque es lo que tienen, bien porque son de los artistas del lugar, sea del listo que hay cada siglo que se fue a estudiar pintura a Madrid, sea del listo que hay cada siglo que supo ir de artista en su pueblo aunque fuera un pintamonas…

Belleza encerrada_desnudo_en_la_playa_Fortuny520_Museo del Prado

El caso es que podrían hacerse museos provinciales temáticos solo con los fondos del Prado, lo que redundaría en beneficio de todos. De los españoles porque tendríamos los cuadros a la vista; del Prado porque movería su colección; de los museos provinciales porque igual hasta los visitantes no saldrían decepcionados de la visita…

Sirva esta digresión como introducción más o menos afortunada para hacernos eco de la última exposición temporal que ha planteado el Museo del Prado: La belleza encerrada. De Fra Angelico a Fortuny. Que para qué va a gastar en traerse cuadros de fuera, cuando tienen en los almacenes para tapizar las paredes de todos los museos provinciales de España. Pues eso. Así que han decidido sacar joyitas que no exponen habitualmente. ¡¡280 obras!! ¡¡17 salas!! Ole, ole y ole. ¿Quién ha dicho que estamos en crisis?

Que si un Fra Angelico, que si dos Boscos, que si un Brueghel, que si un Velázquez, que si trece Goyas… Vamos. Un escándalo. Cabe preguntarse si tan difícil es colgar un cuadro, porque a uno que cambiaran al día, pues al año iban moviendo todo. Y aprovecha uno para limpiar bien la pared y el marco del cuadro por arriba. ¡Qué menos que una vez al año!

Belleza encerrada_Hieronymus_Bosch_053_Wikipedia

En definitiva. Que tiene buena pinta y parece que merece la pena. No parece que sea para perdérselo. No tendrá el glamour de Dalí, ni será tan snob como ir a ver las exposiciones super-intelectuales del Thyssen. Pero hay unas cuantas joyas de manual, así que todos a Madrid.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: